MI CUENTA |

Consejos prácticos para aplicar en la clínica veterinaria durante el brote de COVID-19


La Organización Colegial Veterinaria recordó el pasado viernes 13 de marzo que los centros veterinarios están considerados como colaboradores de la Salud Pública (Ley General de Salud Pública) ya que la veterinaria es una profesión sanitaria (Ley de Ordenación de las Profesiones Sanitarias). Por ello, se considera que no existe ninguna justificación legal para el cierre de los centros veterinarios, y la decisión de mantenerlos abiertos o no, queda supeditada a la decisión personal del responsable o responsables de cada centro.

Muchas clínicas veterinarias han decidido mantenerse abiertas al público adaptando su trabajo a las recomendaciones de las autoridades sanitarias, que ellos mismos compartían en sus redes sociales y páginas web para concienciar a los propietarios de la excepcional situación que estamos viviendo.

Así mismo, la  Federation of Companion Animal Veterinary Associations (FECAVA) ha compartido una serie de recomendaciones para que los veterinarios clínicos puedan desarrollar su labor en las mejores condiciones de seguridad e higiene posibles. Además, la FECAVA hace hincapié en que actualmente no hay evidencia científica de que las mascotas padezcan ni transmitan el COVID-19.

Recomendaciones en el centro veterinario

  • Acorta tus horas de trabajo y admite solo casos urgentes.
  • Todo el personal debe usar equipo de protección (alineado con el consejo nacional de las autoridades de salud).
  • Todo el personal debe lavarse las manos regularmente y a fondo (después del contacto con cada mascota o dueño) y evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca.
  • Mantener al menos 2 metros de distancia con otras personas; evitar el contacto (apretón de manos).
  • Hacer constultas teléfonicas u online en la medida de lo posible.
  • Informar a los propietarios de los nuevos protocolos con letreros y mediante canales digitales.
  • La mascota solo puede ir acompañada de una persona adulta y sana. 
  • Solo debe permanecer un cliente en la sala de espera.
  • Solo puede haber un propietario en la consulta.
  • Limpiar y desinfectar regularmente los picaportes de las puertas, los mostradores de recepción y cualquier área que toque la gente.
  • Proporcionar desinfectantes de manos para los clientes.
  • Si es posible, dividir al equipo en dos grupos sin contacto físico entre ellos.
  • Enviar a casa a todo el personal que no necesite estar allí y que pueda trabajar desde su casa.
  • Retirar todos los artículos en la sala de espera que las personas puedan tocar (por ejemplo, revistas, juguetes para niños, folletos, cafeteras).
  • Anular las visitas a los pacientes hospitalizados y las visitas innecesarias.
  • Evitar el pago mediante dinero en efectivo.

Actualización constante

La FECAVA advierte de que estas recomendaciones no se aplican a todas las regiones en todo momento, ya que la situación cambia constantemente, dependiendo del riesgo epidemiológico en el área, por lo que recomiendan mantenerse al día de las nuevas actualizaciones que se producen en cada región.



Advice for companion animal practitioners during the COVID-19 outbreak. FECAVA news.

Mas noticias

Actualidad Animales de compañia

02 Diciembre 2021

02/12/2021

El suplemento Argos sobre acariosis ya está disponible online

Actualidad Avicultura

02 Diciembre 2021

02/12/2021

El ICIA presenta los resultados para solicitar el reconocimiento de la gallina isleña como raza autóctona canaria

Actualidad Animales de compañia

02 Diciembre 2021

02/12/2021

Los perros pueden diferenciar el SARS-CoV-2 de otros 15 patógenos respiratorios virales

Actualidad Actualidad Veterinaria

02 Diciembre 2021

02/12/2021

Las condiciones para autorizar la dispensación fraccionada de medicamentos veterinarios cambian en enero

Empresas Animales de compañia

02 Diciembre 2021

02/12/2021

Forceris celebra los cien millones de animales tratados globalmente

 
 

EVENTOS