MI CUENTA |   
¿Todavía no estás registrado?

Manejo nutricional práctico del gato diabético

Muchos gatos con diabetes mellitus tipo II padecen obesidad y es necesaria una dieta especialmente diseñada para una pérdida de peso saludable y que limite la carga glucémica.



Esta información aparece publicada en el número 234 de la revista Argos (diciembre de 2021), que se puede leer íntegramente aquí.


Pep Merchán
DVM Comunicación Científica Royal Canin

La diabetes mellitus es la segunda endocrinopatía más frecuente en el gato y, concretamente, el tipo II es mucho más común que el tipo I (más del 90 % de los casos). Hay una serie de factores predisponentes que hay que tener en cuenta, entre los que destacan la edad (avanzada), el sexo (machos), el estilo de vida (sedentario) y el peso corporal (sobrepeso/obesidad).

Los gatos con sobrepeso o que sufren obesidad son cuatro veces más propensos a padecer diabetes mellitus que los que no lo son. La liberación por parte del tejido graso de ciertas sustancias, como ácidos grasos libres, glicerol, citoquinas inflamatorias, etc, junto con la presencia de proteína transportadora de retinol 4 inducen la resistencia a la insulina. Los gatos obesos tienen unos niveles reducidos de adiponectina, hormona que incrementa la sensibilidad a la insulina. El incremento intracelular de los ácidos grasos libres hace que estos compitan con la glucosa, inhibiendo la piruvatoquinasa, y aumenta ciertos metabolitos como los diacilgliceroles las ceramidas. Todo ello produce alteraciones metabólicas que derivan en una menor sensibilidad a la insulina y en el desarrollo de diabetes tipo II.

Cada paciente diagnosticado supone un reto para el veterinario, tanto desde el punto de vista médico como dietético, ya que se deben tener en cuenta varios factores con el objetivo de alcanzar una glucemia normalizada, y el propósito de mejorar la calidad y esperanza de vida del paciente.

El diagnóstico precoz de esta enfermedad, así como un adecuado tratamiento médico y la elección de una dieta apropiada, favorece la remisión de los signos clínicos en 60-70 % de los casos, de forma que es posible prescindir del uso de insulina.

El tratamiento nutricional de la diabetes mellitus debe llevarse a cabo mediante un alimento muy palatable que favorezca una ingestión constante, sobre todo cuando estamos administrando insulina, y así mejorar la regulación de la glucemia. Además, un alto nivel de proteína, un bajo contenido de almidón y un nivel adaptado de fibras ayudan a disminuir la hiperglucemia pospandrial. Estos niveles altos de proteína y el contenido calórico apropiado mantienen una condición corporal saludable, además de una adecuada condición muscular. Si hay poliuria es fundamental evitar la deshidratación, con lo cual un alimento húmedo contribuirá la ingestión de agua, sobre todo en aquellos gatos que beben poco.

Todos estos cambios se deben consensuar con el propietario, teniendo en cuenta su disponibilidad, así como las preferencias y hábitos del gato. Hay que explicarle muy bien la importancia de gestionar bien todo el procedimiento para conseguir la remisión.

Acceda a la versión digital de la revista Argos para leer la información al completo.

Mas noticias

Actualidad Animales de compañía

16 Mayo 2022

16/05/2022

Una iniciativa pionera en España imparte terapia asistida con animales en horario escolar

Actualidad Avicultura

16 Mayo 2022

16/05/2022

La PAC parece haber ayudado a mejorar el bienestar animal a nivel local

Empresas Porcino

16 Mayo 2022

16/05/2022

MSD Animal Health destaca en el ESPHM 2022, el congreso científico europeo de referencia para el sector porcino

Empresas Animales de compañía

16 Mayo 2022

16/05/2022

Apoyo total a las actividades de socialización y entrenamiento de los perros guía

Actualidad Actualidad Veterinaria

16 Mayo 2022

16/05/2022

La presidenta de Parlamento de Andalucía reivindica más visibilidad para la actividad de los veterinarios

 
 

CURSOS

 
 

EVENTOS