MI CUENTA | NEWSLETTER

Validez de un cuestionario para evaluar la frustración canina


Imagen de pasja1000 (Pixabay)Imagen de pasja1000 (Pixabay)

Se han desarrollado herramientas psicométricas para la evaluación de los rasgos de comportamiento y afectivos en animales no humanos. La frustración se puede definir como una reacción emocional que se experimenta después de romper una expectativa determinada. La frustración es un estado emocional negativo y, si bien es probable que desempeñe un papel clave en ciertos problemas de conducta en los perros (por ejemplo, conductas agresivas), no ha habido muchos intentos por intentar calificar esta tendencia afectiva. Por lo tanto, el objetivo del presente estudio fue desarrollar una herramienta para evaluar las tendencias de frustración en los perros.


Materiales y métodos

Se desarrolló una encuesta online para propietarios (cuestionario de frustración canina). Los ítems cubrieron datos demográficos, el historial de adiestramiento/comportamiento del perro y 33 ítems relacionados con la frustración puntuados mediante una escala Likert de cinco puntos. El cuestionario se difundió a través de canales online durante cinco meses. Un total de 2.348 encuestados completaron el cuestionario. De estos, 273 participantes lo completaron una segunda vez seis semanas más tarde, y otros 276 encuestados lo completaron por segunda vez un año después.
Además, se recopilaron 92 respuestas pareadas donde dos cuidadores completaron el cuestionario de forma independiente sobre el mismo perro. La fiabilidad intra e interobservador se evaluó antes de estructurar los ítems utilizando el análisis de componentes principales (PCA) con una rotación Varimax.

Resultados

Hubo una significativa correlación positiva entre cada componente principal y la percepción general de los propietarios de las tendencias de frustración de sus perros, junto con otros correlatos esperados.

Conclusión

En conclusión, el cuestionario de frustración canina se puede considerar una herramienta robusta para medir las tendencias de frustración en los perros, lo que demuestra mucha validez y fiabilidad. La introducción de dicho cuestionario en la práctica clínica de comportamiento permitiría no solo la identificación de perros con tendencias de frustración, sino también la evaluación futura de las intervenciones para tratar específicamente estos problemas. Además la validación de la herramienta con correlatos fisiológicos y de comportamiento está en marcha, para aumentar la confianza en esta área previamente descuidada.

Kevin J. McPeake1, Lisa M. Collins2, Helen Zulch3 and Daniel S. Mills1. The Canine Frustration Questionnaire—Development of a New Psychometric Tool for Measuring Frustration in Domestic Dogs (Canis familiaris). Front. Vet. Sci., 17 May 2019.

Mas noticias

Nuevo método de detección de enfermedades cardiacas en gatos

Hacia un modelo más respetuoso con el medio ambiente

Los veterinarios tienen voz y voto en la CEOE

La clínica veterinaria Vetamic se incorpora al grupo AniCura

Bayer pone en marcha la Petshop Academy

Noticias de interés

EVENTOS