MI CUENTA |   
¿Todavía no estás registrado?

Deficiencia de vitamina B12, un trastorno frecuente en muchas enfermedades

La hipocobalaminemia suele acompañar a procesos como la insuficiencia pancreática exocrina o las enteropatías crónicas, donde se considera un factor pronóstico negativo.


freepikfreepik

La cobalamina o vitamina B12 es una vitamina hidrosoluble clave responsable de múltiples funciones en el cuerpo. Como cofactor enzimático esencial, participa en la producción de energía celular, la síntesis de ADN, la función del sistema nervioso, el metabolismo de aminoácidos y lípidos y en la eritrocitosis.

La cobalamina se encuentra en alimentos de origen animal y, cuando se ingiere, forma un complejo con el factor intrínseco (FI), liberado del páncreas exocrino, en el duodeno. Este complejo luego se absorbe a través de la endocitosis mediada por el receptor cubam, en el íleon.

En perros y gatos se cree que el 1 % de la cobalamina de la dieta se absorbe por difusión pasiva, a lo largo de todo el tracto gastrointestinal1,2. Esta ruta de absorción es independiente del IF.

¿Qué consecuencias tiene la deficiencia de cobalamina?

La hipocobalaminemia se diagnostica cada vez más en la medicina de pequeños animales y puede ser causada por muchas enfermedades. Los trastornos que alteran las concentraciones intestinales de cobalamina, la producción de IF o la captación del complejo cobalamina-IF darán como resultado una concentración sérica baja de cobalamina.

Las enfermedades específicas incluyen insuficiencia pancreática exocrina (IPE), disbiosis, enteropatías crónicas, neoplasia intestinal y trastornos hereditarios de la absorción de cobalamina1,3. Las razas en las que se pueden observar estos trastornos hereditarios incluyen el Border Collie, Schnauzer gigante, Shar Pei y Beagle3. Por lo tanto, se recomienda monitorizar la concentración sérica de cobalamina en pacientes con EPI y enfermedad gastrointestinal crónica.

Los pacientes con hipocobalaminemia a menudo no responden al tratamiento de su trastorno gastrointestinal subyacente si no se corrigen las bajas concentraciones de esta vitamina4. Esto se debe a los efectos de la hipocobalaminemia sobre la inflamación de la mucosa y la atrofia de las vellosidades3.

Signos clínicos inespecíficos

Los signos clínicos de hipocobalaminemia en perros y gatos pueden ser vagos e inespecíficos, e incluyen: inapetencia/anorexia, letargo, pérdida de peso, signos gastrointestinales (vómitos, diarrea), mala función inmunológica, retraso en el crecimiento, mala puntuación de condición corporal, anemia, hipoglucemia o signos neurológicos (por ejemplo, convulsiones).

Prevalencia de la hipocobalaminemia

Varios estudios han investigado la prevalencia de bajas concentraciones de vitamina B12 en diferentes procesos patológicos, con los siguientes resultados:

  • IPE: 82 % de los perros5, 100 % de los gatos6
  • Enteropatía inflamatoria crónica: del 19 % al 38 % de los perros, y del 43 % al 75 % de los perros con enteropatía perdedora de proteínas (EPP)3
  • Enfermedad gastrointestinal felina: 61 % de los gatos7
  • Linfoma intestinal: del 40 % al 71 % de los perros3

Además, la hipocobalaminemia ha demostrado ser un indicador de pronóstico negativo en perros con IPE y enteropatías crónicas8,9.

Suplementación de cobalamina

Se recomienda suplementar con vitamina B12 en pacientes con signos clínicos asociados y concentraciones bajas-normales de cobalamina (250 ng/l a 350 ng/l)10,11.

Se ha descubierto que la dosificación oral de vitamina B12 es muy eficaz para aumentar las concentraciones de cobalamina en perros y gatos1,2,12. Un estudio reciente, específicamente en perros con IPE, donde se encontró una falta de síntesis y secreción de IF, demostró que la suplementación oral podría corregir la hipocobalaminemia13.

Cierta evidencia sugiere que la suplementación oral puede ser más efectiva a largo plazo, con concentraciones de cobalamina significativamente más altas después de 90 días de tratamiento, en comparación con la administración parenteral1.

Los estudios han demostrado que la dosis efectiva de cobalamina es1,2,12-14:

  • 0,25 mg en perros y gatos de menos de 10 kg
  • 0,5 mg en perros entre 10 kg y 20 kg
  • 1,0 mg en perros de más de 20 kg



Referencias:

  1. Toresson L (2018). Comparison of efficacy of oral and parenteral cobalamin supplementation in normalising low cobalamin concentrations in dogs: a randomised controlled study, Vet J 232: 27-32.
  2. Toresson L (2017). Oral cobalamin supplementation in cats with hypocobalaminaemia: a retrospective study, J Feline Med Surg 19(12): 1,302-1,306.
  3. Kather S et al (2020). Review of cobalamin status and disorders of cobalamin metabolism in dogs, J Vet Intern Med 34(1): 13-28.
  4. Steiner JM (2014). Why measure vitamin B12? The 39th World Small Animal Veterinary Association World Congress Proceedings, WSAVA, Cape Town.
  5. Batchelor DJ et al (2007). Prognostic factors in canine exocrine pancreatic insufficiency: prolonged survival is likely if clinical remission is achieved, J Vet Intern Med 21(1): 54-60.
  6. Thompson KA et al (2009). Feline exocrine pancreatic insufficiency: 16 cases (1992-2007), J Feline Med Surg 11(12): 935-940.
  7. Simpson KW et al (2001). Subnormal concentrations of serum cobalamin (vitamin B12) in cats with gastrointestinal disease, J Vet Intern Med 15(1): 26-32.
  8. Allenspach K et al (2007). Chronic enteropathies in dogs: evaluation of risk factors for negative outcome, J Vet Intern Med 21(4): 700-708.
  9. Soetart N et al (2019). Serum cobalamin and folate as prognostic factors in canine exocrine pancreatic insufficiency: an observational cohort study of 299 dogs, Vet J 243: 15-20.
  10. Jordan LE and Tolbert MK (2018). Hypocobalaminemia, Clinician’s Brief July: 65-67.
  11. Berghoff N et al (2012). Association between serum cobalamin and methylmalonic acid concentrations in dogs, Vet J 191(3): 306-311.
  12. Toresson L et al (2016). Oral cobalamin supplementation in dogs with chronic enteropathies and hypocobalaminemia, J Vet Intern Med 30(1): 101-107.
  13. Toresson L et al (2021). Effects of oral cobalamin supplementation on serum cobalamin concentrations in dogs with exocrine pancreatic insufficiency: a pilot study, Vet J 269: 105619.
  14. Toresson L et al (2019). Effects of oral versus parenteral cobalamin supplementation on methylmalonic acid and homocysteine concentrations in dogs with chronic enteropathies and low cobalamin concentrations, Vet J 243: 8-14.

Hypocobalaminaemia in cats and dogs: a case study. Katie McCallum. Vet Times.

Mas noticias

Actualidad Salud pública

03 Febrero 2023

03/02/2023

Ocho recomendaciones para controlar la transmisión de la gripe aviar a las personas

Artículos Animales de compañía

03 Febrero 2023

03/02/2023

Ciertas razas deberían someterse a pruebas de detección de cáncer a edades tempranas

Artículos Salud pública

03 Febrero 2023

03/02/2023

Los buitres son portadores de bacterias resistentes a antibióticos que pueden ser una amenaza para la salud pública

Empresas Animales de compañía

03 Febrero 2023

03/02/2023

Distrivet lanza su programa de valor añadido

Productos Animales de compañía

03 Febrero 2023

03/02/2023

Calier relanza Banacep Vet 20 mg para la insuficiencia cardiaca congestiva en perros

 
 

CURSOS

 
 

EVENTOS