MI CUENTA | NEWSLETTER

Un cerdo en la última fase del cebo necesita 400 gramos de paja limpia al día

Una investigación de la Universidad de Aarhus ha cuantificado la paja que necesitan los cerdos


Una noticia publicada en Pigprogress.net hace referencia a un estudio llevado a cabo por el grupo de Lene Juul Pedersen, investigador de la Universidad de Aarhus (Dinamarca), en el que se ha cuantificado la cantidad de paja que necesita un cerdo de cebo para satisfacer sus necesidades de comportamiento y, por otra parte, ser más productivo.

El estudio que ha visto la luz recientemente en la última memoria del Centro Danés para la Alimentación y la Agricultura fue encargado por los ministerios de Justicia y de Alimentación, Agricultura y Pesca de Dinamarca hace ya tres años. Tanto la legislación danesa como europea estipulan que los cerdos deben tener acceso permanente a suficiente cantidad de paja como para satisfacer sus necesidades, pero no cuantifican cuál es esa cantidad. Aquí es donde ha aportado nueva luz el estudio de Lene Juul Pedersen.

En la primera fase de los estudios se observó el comportamiento de cerdos que recibieron 10, 500 o 1.000 gramos de paja diarios. No se registraron diferencias significativas en el comportamiento de los últimos dos grupos, pero en los cerdos que sólo recibieron 10 gramos sí que se observó que el comportamiento exploratorio se redirigía hacia los compañeros de corral, con las consiguientes lesiones en orejas, colas, etc.

En una segunda fase, las cantidades de paja que se aportaron fueron de 10, 80, 150, 220, 290, 360, 430 y 500 gramos por cerdo y día. Los resultados de las observaciones correlacionaron de forma inversamente lineal la cantidad de paja aportada con la cantidad de tiempo dedicado a conductas exploratorias redirigidas hacia compañeros de corral: la reducción fue estuvo entre el 10,5 y el 8,1 % de tiempo entre los que recibieron 500 g y los que recibieron 10 g. Con los resultados de esta segunda fase se pudo determinar que la cantidad ideal de paja era de al menos 400 g por cerdo y día.

Los efectos beneficiosos de proporcionar este sustrato a los animales fueron tres fundamentalmente: disminución de animales con lesiones en la cola (5,9-2,8 %), aumento del crecimiento diario (48 gramos más) y descenso en la prevalencia de úlceras gástricas (26 puntos porcentuales menos).

Los datos anteriores se refieren a cerdos en la última fase del cebo, pero los estudios de este grupo danés han determinado también que hasta los 50 kg de peso los animales necesitan unos 80 gramos de paja diarios, 150 gramos hasta los 70 kg de peso vivo y posteriormente más de 290 gramos, para asegurarse de que tienen acceso permanente a paja limpia.

Mas noticias

La raza influye en el microbioma fecal de los perros

Grupo Asís regala tres inscripciones para el Congreso AVEPA-SEVC

La suplementación conjunta de fibra y treonina mejora la respuesta humoral en pollos

Franciso Igea, vicepresidente de Castilla y León, a los veterinarios: “Les agradecemos su trabajo”

Fuente: Guardia Civil / Ministerio del Interior (El Heraldo)

Intervienen carne de cerdo procedente de Rumanía en el aeropuerto de Zaragoza

Noticias de interés

EVENTOS