MI CUENTA |

Detectan piroplasmosis en caballos de Nueva México


La información sobre los nuevos casos, y una actualización sobre la investigación de Texas, fue incluida en un informe emitido el pasado 24 de diciembre a la Organización Mundial de Sanidad Animal (Oficina Internacional de Epizootias, OIE), por John Clifford, DVM, administrador adjunto del Servicio de Inspección de Sanidad Animal y Vegetal del Departamento de Agricultura estadounidense. Para leer el informe presione en el siguiente enlace: http://www.oie.int/wahis/public.php?page=single_report&pop=1&reportid=8798.
Los caballos que resultaron positivos en Nueva México, nunca mostraron síntomas clínicos de enfermedad. Los resultados preliminares de la investigación indican que la transmisión del organismo podría haber resultado por las prácticas de manejo (uso compartido de jeringas o de sustancias entre los caballos) y no por un vector, como lo es la garrapata, según señaló el informe de la OIE. Más de 1.300 caballos en Nueva México han sido examinados a través del programa de detección.
Los funcionarios sanitarios estadounidenses han examinado todos los caballos importados de piroplasmosis durante casi 30 años. En 1988, la enfermedad fue erradicada oficialmente de los Estados Unidos. La enfermedad puede contagiarse por algunas especies de garrapatas, el uso de agujas contaminadas, y posiblemente a través de sangre contaminada de semen de sementales infectados.
Los signos clínicos de piroplasmosis equina pueden incluir una serie de problemas inespecíficos, como fiebre o anemia, y algunos caballos infectados puede parecer sanos, por lo tanto asintomáticos. Para el diagnóstico de la enfermedad es necesario un examen de sangre. El único tratamiento es un tipo de quimioterapia muy potente, que puede tener efectos secundarios devastadores en algunos caballos.
La investigación sobre el brote de piroplasmosis continúa en curso, con 357 caballos confirmados positivo. Todos los caballos positivos tienen vínculo directo con locales de índice en el Condado de Kleberg, Texas. El informe de la OIE declaró que incluye caballos que están o han vivido en locales de índice, o viven en un lugar inmediatamente adyacente, o han tenido "contacto peligroso" (un potro nacido positivo de una yegua infectada fue listado como un ejemplo de este tipo).
Han sido localizados caballos positivos en 12 estados, con 289 caballos positivos en locales de índice de Texas, 41 en otros locales en Texas, dos en Alabama, dos en California, cinco en Florida, uno en Georgia, dos en Indiana, cinco en Louisiana, uno de Minnesota, dos en Carolina del Norte, cuatro en Nueva Jersey, uno en Tennessee, uno en Utah y uno en Wisconsin. Todos los caballos que resultaron positivos se encuentran en cuarentena.
Como consecuencia de la investigación en curso, Canadá y varios estados de los Estados Unidos han restringido la importación de caballos procedentes de Texas. Se les insta a los dueños de caballos y veterinarios que envían caballos a consultar con los funcionarios de salud animal en su estado de destino para garantizar que los animales hayan cumplido con todos los requisitos necesarios de entrada.

Mas noticias

Productos Animales de compañia

18 Junio 2021

18/06/2021

Ceva Salud Animal amplía su gama de analgesia con Firodyl

Actualidad Equino

18 Junio 2021

18/06/2021

AVEE se reúne con el director general de Derechos de los Animales del Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030

Actualidad Animales de compañia

18 Junio 2021

18/06/2021

La terapia con yodo radiactivo consigue la curación en el 95 por ciento de los gatos hipertiroideos

Actualidad Actualidad Veterinaria

18 Junio 2021

18/06/2021

La dirofilariosis, una zoonosis endémica con “limitado control” en expansión hacia el centro y norte de Europa

Actualidad Porcino

18 Junio 2021

18/06/2021

La certificación española de bienestar animal Welfair se hace internacional

 
 

EVENTOS