MI CUENTA |

España se prepara ante la posible llegada del virus Schmallenberg

Similitudes con la transmisión de la lengua azul


El Programa Nacional de Vigilancia Epidemiológica frente al virus Schmallenberg prevé que si se declara la enfermedad en alguna explotación ganadera española será sometida a una investigación epidemiológica, así como las que estén en sus proximidades.

Según el Programa, publicado en la web de la Red de Alerta Sanitaria Veterinaria, el protocolo establecido también ordena la notificación del caso confirmado a la Dirección General de Sanidad de la Producción agraria del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente que, a su vez, lo remitirá a la Comisión Europea y a otros estados miembro.

Aunque según el documento, todavía no se prevé tomar medidas en las explotaciones que puedan resultar positivas de la enfermedad, la política frente a esta epizootía puede estar sujeta a revisión por la evolución epidemiológica de la enfermedad y el posible desarrollo de la legislación en la Unión Europea.

El Programa Nacional confirma que, a fecha 1 de febrero, no se han detectado cuadros clínicos en España atribuibles al SBV, pero que es necesario establecer la vigilancia preventiva dado si existen movimientos de animales procedentes de los países afectados con destino a España durante el periodo en el que parece probable que se produjeran las primeras infecciones.

El Programa de Vigilancia precisa que, debido al desconocimiento que existe sobre este virus, es crucial que se desarrollen actuaciones encaminadas a informar al sector vacuno, ovino y caprino, así como a los profesionales veterinarios sobre las características de la nueva enfermedad.

 

¿Qué es sospechoso?

• Se considerarán casos de sospecha aquellas explotaciones en las que se detecte un número anormal de abortos no atribuible a enfermedades comunes o un nacido muerto con malformaciones (dos o más casos en un mes o tres abortos durante el año en los rebaños con menos de 100 reses, o más de un 4 % en los ganaderías con un número mayor de animales).

• Para el ovino y el caprino, se considerará anormal cualquier episodio abortivo, principalmente en el último tercio de gestación, o la aparición de partos prematuros, nacidos débiles o enfermos.

• También se entenderán como sospechosos los casos de recién nacidos con problemas neurológicos tales como parálisis flácida, hiperexcitabilidad o movimientos exagerados, entre otros.

Cualquier persona que tenga relación con los animales de la explotación, en particular el ganadero o los profesionales de la veterinaria, deberá contactar con los servicios veterinarios oficiales, que evaluarán los casos sospechosos, procederán a la toma de muestras e informarán de la sospecha.

Dichas muestras se remitirán al Laboratorio Central de Veterinaria de Algete (LCV) para su diagnóstico, que se realizará mediante la prueba RT-PCR desarrollada por el instituto Friedich-Loeffler de Alemania. Los animales vivos sospechosos serán objetivo de una toma de muestra de suero y de sangre, mientras que a los ejemplares muertos se tomarán muestras de cerebro y/o del bazo.

 

¿Qué opinan los veterinarios?

La Junta Interterritorial de la Organización Colegial Veterinaria advierte que la experiencia adquirida por el sector ganadero con la lengua azul servirá para agilizar las acciones a tomar ante una futura presencia del virus.

Para ello, remarcan que los laboratorios deben ponerse a trabajar en la vacuna que, atendiendo a los tiempos mínimos requeridos para su desarrollo, podría ponerse al servicio del sector para el mes de agosto.

Con la experiencia de la propagación del serotipo 8 de la lengua azul, localizado inicialmente en Holanda, consideran que es probable que esta epizootía llegue a España antes o después, y que dicha probabilidad aumentará a medida se presente un clima más templado.

Así mismo, recuerdan que, normalmente, la actividad que facilita más la transmisión de la enfermedad entre países suele ser el traslado de animales vivos. Por ello, ha abogado por que las diferentes administraciones públicas pongan en marcha un sistema de chequeo de los animales en origen y destino, así como un periodo de cuarentena, para no tener que recurrir a la prohibición del movimiento del ganado.

En cualquier caso, los diferentes colegios de veterinarios han remitido toda la información disponible sobre la casuística y sintomatología del virus a los profesionales de la veterinaria para que tengan conocimiento de primera mano de esta enfermedad, ya que serán los responsables de alertar de los casos sospechosos.

 

Nuevo informe de la EFSA

Por otro lado, la EFSA (Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria) acaba de publicar un informe sobre posibles escenarios en la propagación del virus de Schmallenberg en rumiantes. Este informe ayudará a mantener informados tanto a los Estados miembros como a la Comisión Europea en relación a la situación tanto actual como futura en el espacio de la Unión.

Se cree que el virus pertenece a un grupo transmitido por insectos, aunque se necesitan más datos para controlar la presencia. Basándose en los datos disponibles hasta el momento, el informe aporta distintos escenarios epidemiológicos de posible aparición en los próximos meses en Europa. El desarrollo de estos posibles escenarios se basa en la hipótesis en que el modo de transmisión y los vectores son semejantes a la lengua azul.

El análisis concluye que el número de vectores y la temperatura tienen un impacto en la posible propagación del virus en poblaciones animales susceptibles. Sin embargo, quedan aspectos desconocidos, algunos relacionados con el desarrollo o no de una respuesta inmune protectora. Esto es importante pues el conocimiento científico de virus similares indica que los animales pueden desarrollar fuerte respuesta inmune después de haber estado expuestos a este virus, lo cual es relevante para la propagación.

Una evaluación preliminar realizada por el Centro Europeo para la Prevención y el Control de enfermedades (ECDC) concluye que hasta el momento no existe evidencia que el virus puede ser causante de enfermedad en seres humanos. Dado que los virus con similitud genética no causan la enfermedad en seres humanos, es poco probable que este nuevo virus lo haga; sin embargo no se puede excluir.

Fuentes: Efe, Eurocarne, EFSA.

Mas noticias

Productos Animales de compañia

29 Julio 2021

29/07/2021

Nuevo Luxador Ergo XS

Actualidad Actualidad Veterinaria

29 Julio 2021

29/07/2021

El Colegio de Veterinarios de Huesca convoca su XI Concurso Fotográfico

Empresas Porcino

29 Julio 2021

29/07/2021

El Envase CLAS de Ceva Salud Animal, un 33 por ciento más respetuoso con el medio ambiente

Empresas Animales de compañia

28 Julio 2021

28/07/2021

Elanco apuesta por la concienciación social en su nueva campaña de desparasitación de mascotas

Productos Animales de compañia

28 Julio 2021

28/07/2021

Natura vet, ahora también para gatos

 
 

EVENTOS