MI CUENTA | NEWSLETTER
PortalVeterinaria

El óxido de titanio es un buen marcador para evaluar la digestibilidad de las dietas

La recuperación de titanio en las heces fue cercana al cien por cien


“La digestibilidad mide lo bien que el caballo absorbe los nutrientes de un alimento y, por lo tanto, está disponible para el mantenimiento del cuerpo, así como para otras demandas como el crecimiento, la reproducción y el ejercicio”, explicó Kathleen Crandell, Ph.D., nutricionista de Kentucky Equine Research. .

“Existen opciones para medir la digestibilidad”, continuó. “La recolección fecal total implica aislar a un animal durante varios días (generalmente entre tres y siete) mientras se le alimenta con la dieta de prueba y se recolectan todas las heces y la orina producidas. Luego se analizan las muestras para calcular la desaparición del nutriente que se está investigando”.

“Se puede usar un equipo especializado para reducir la carga de la recolección continua, pero puede ser costoso. Además de requerir mucho tiempo y mano de obra, las recolecciones fecales totales no son prácticas cuando se trata de medir la digestibilidad de algunas dietas, como los pastos”, explicó Crandell.

Para facilitar las restricciones de tiempo y trabajo de las recolecciones fecales, se desarrollaron marcadores. Los marcadores son sustancias no digeribles que pueden recuperarse de las heces cuando se ofrecen al mismo tiempo que la dieta de prueba. Al calcular una proporción de la cantidad de una sustancia no digerible, llamada marcador, agregada al alimento y recuperada en las heces, se puede determinar una estimación de la digestibilidad.

Si bien los marcadores basados en cromo se han utilizado para este propósito, se ha seguido buscando mejores marcadores dietéticos. Los estudios demostraron que el óxido de titanio se puede utilizar como marcador de digestibilidad. Hasta la fecha, los marcadores con titanio solo se han estudiado en animales monogástricos como perros y cerdos, que comparten rasgos de digestión notablemente similares a los humanos. Sin embargo, no se han estudiado en especies que fermentan en el intestino posterior como los caballos.

Investigación

En un estudio reciente, se identificó el óxido de titanio como el marcador preferido para los ensayos de digestibilidad en caballos. Específicamente, la recuperación de titanio en las heces de ponis alimentados con heno de alfalfa suplementado con óxido de titanio administrado una o dos veces al día fue cercana al 100 %. Con la alta tasa de recuperación, las estimaciones sobre la digestión serán más precisas.

“La información sobre la absorción de nutrientes también es importante por razones económicas. Los piensos son caros y si una dieta específica tiene poca digestibilidad, los nutrientes no se absorben, el caballo no se beneficia y los nutrientes valiosos se excretan, lo que podría dañar el medio ambiente”, agregó Crandell.

Puedes leer la noticia en Equinews.

Mas noticias

Congreso internacional Anembe en Sevilla, 2019.

XXIV CONGRESO INTERNACIONAL ANEMBE DE MEDICINA BOVINA

XXIV Congreso Internacional ANEMBE de medicina bovina

ESPHM 2019

Arranca el XXIV Congreso Internacional de Anembe

El papel de los ácidos grasos omega-3 en los caballos de deporte

Noticias de interés

EVENTOS