MI CUENTA |

Cero ZnO. ¿Por qué debemos reemplazar el óxido de zinc en la lucha contra la diarrea después del destete?


 Rafael Pedrazuela1 y Sabria R. Mazili2

1Global Technical Manager Swine

2Editor

 EW Nutrition. Hogenbögen 1, 49429, Alemania

Los lechones experimentan un estrés significativo cuando son destetados de la cerda y cambian de dieta drásticamente, haciéndolos susceptibles a trastornos gastrointestinales. Principalmente durante las primeras dos semanas después del destete, es probable que sufran de diarrea posdestete (DPD). La DPD es un problema importante para los productores de cerdos en todo el mundo: provoca deshidratación severa, retraso en el crecimiento y tasas de mortalidad de hasta 20-30 %. El tratamiento y los costes laborales adicionales reducen aún más la rentabilidad de la granja.

Óxido de zinc: una herramienta efectiva pero problemática

Desde principios de la década de 1990, el óxido de zinc (ZnO) se ha utilizado para controlar la diarrea posterior al destete y promover el crecimiento en lechones, principalmente en dosis farmacológicas de 2.500 a 3.000 ppm. Su modo de acción no se conoce completamente aunque puede desempeñar un papel importante en procesos metabólicos e inmunes, en la alteración de la microbiota o en el metabolismo postabsorción. Lo que está claro es que el uso de ZnO en la producción porcina europea ha aumentado considerablemente desde que la UE prohibió el uso de promotores de crecimiento de antibióticos como la colistina en el 2006 para frenar el desarrollo de resistencia a los antimicrobianos. 

Los cerdos necesitan el zinc de manera fisiológica y las dietas modernas incluyen suplementos de zinc para suplir las necesidades de los mismos. Sin embargo, el zinc es un metal pesado: demasiado zinc es tóxico para el animal, por lo tanto, su fisiología asegura que se excreta una ingestión excesiva de zinc. La biodisponibilidad y absorción de zinc del óxido de zinc es particularmente baja, por lo que la mayor parte del zinc que se le da a los lechones se acumula en el estiércol y desde allí contamina los suelos y las aguas subterráneas.

Prohibición de la UE: ZnO se eliminará en el año 2022

El impacto medioambiental causado por la contaminación por zinc es la razón principal por la que la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) concluyó en el 2017, que los beneficios de prevenir la diarrea en los cerdos no superan los riesgos de ZnO. Para junio del 2022, todos los estados miembros de la UE deberán retirar las autorizaciones de comercialización de medicamentos veterinarios que contengan óxido de zinc.

En su decisión, el Comité de Medicamentos de Uso Veterinario de la EMA también señala el riesgo de que el uso de óxido de zinc pueda promover el desarrollo de resistencia a los antimicrobianos. Se ha demostrado que altas dosis de suplementos de zinc aumentan la proporción de E. coli y Salmonella multirresistentes.

Además, diferentes estudios demuestran que el zinc excesivo puede acumularse en el hígado, el páncreas y el suero sanguíneo, y que reduce permanentemente la población de lactobacilos de la flora intestinal. ¿Con qué consecuencias para el rendimiento en la fase de engorde? Hay muchas razones por las cuales deshacerse del óxido de zinc, pero, por supuesto, solo si existen estrategias de reemplazo efectivas para controlar la DPD y aumentar el rendimiento de los lechones.

Hacia cero ZnO: los aditivos alimentarios inteligentes optimizan la salud intestinal

 La búsqueda de alternativas de ZnO nos lleva de vuelta al inicio, el tracto gastrointestinal de los lechones desafiados. La diarrea posdestete es una consecuencia de la disbiosis intestinal, que a su vez es inducida por los cambios alimentarios, sociales y ambientales durante el destete. Por lo tanto, el control de la DPD comienza con el manejo de estos factores estresantes, lo que incluye garantizar una ingesta suficiente de calostro, cambios graduales de alimentación y una higiene de las instalaciones. Las dietas en la fase del destete necesitan un equilibrio perfecto de la salud intestinal. Los aditivos inteligentes para el pienso pueden:
  • disminuir el nivel de pH intestinal.
  • fortalecer la integridad de la pared intestinal.
  • minimizar el crecimiento microbiano patógeno.
  • inducir una modulación positiva de la microflora del microbioma.

Una combinación sinérgica de fitomoléculas, ácidos grasos de cadena media, prebióticos y taninos logra estos objetivos de manera eficaz y rentable. Gracias a sus propiedades antimicrobianas, antiinflamatorias y digestivas, estos ingredientes naturales estabilizan la flora intestinal de los lechones, aumentan su ingesta de alimento y los preparan para un rendimiento de crecimiento y salud fuerte y sostenible.

Referencias

Amezcua, Rocio, Robert M. Friendship, Catherine E. Dewey, Carlton Gyles, y John M. Fairbrother. “Presentación de la diarrea de Escherichia coli posterior al destete en el sur de Ontario, la prevalencia de serogrupos de E. coli hemolíticos involucrados y sus patrones de resistencia a los antimicrobianos”. Canadian Journal of Veterinary Research 66, no. 2 (April 2002): 73-8. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC226986/

Bednorz, Carmen, Kathrin Oelgeschläger, Bianca Kinnemann, Susanne Hartmann, Konrad Neumann, Robert Pieper, Astrid Bethe et al. “El con¬texto más amplio de la resistencia a los antibióticos: la administración de suplementos de zinc para lechones aumenta la proporción de Escherichia coli multirresistente en vivo”. International Journal of Medical Microbiology 303, no. 6-7 (2013): 396–403. https://doi.org/10.1016/j.ijmm.2013.06.004

Brugger, Daniel y Wilhelm M. Windisch. “Estrategias y desafíos para aumentar la precisión en la alimentación de zinc a ganado monogástrico”. Nutrición Animal 3, no. 2 (24 de marzo de 2017): 103–8. https://doi.org/10.1016/j.aninu.2017.03.002

Burrough, Eric R., Carson De Mille y Nicholas K. Gabler. “Sobrecarga de zinc en cerdos destetados: Acumulación de tejidos, patología e impactos del crecimiento”. Revista de Investigación de Diagnóstico Veterinario 31, no. 4 (6 de junio de 2019): 537–45. https://doi.org/10.1177/1040638719852144

De Mille, Carson, Emma T. Helm, Eric R. Burrough y Nicholas K. Gabler. “El óxido de zinc no altera la integridad intestinal ex vivo o el transporte activo de nutrientes en cerdos de cría”. Documento presentado en la Cumbre Zero zinc, Copenhague, Dinamarca, del 17 al 18 de junio de 2019. https://svineproduktion.dk/Services/-/media/3E0A1D2A4CAC409FAA6212B91DFEA537.ashx

Rhouma, Mohamed, Francis Beaudry, William Thériault y Ann Letellier. “Colistina en la producción porcina: Química, mecanismo de acción antibacteriana, aparición de resistencia microbiana y perspectivas de salud”. Frontiers in Microbiology 7 (11 de noviembre de 2016): Artículo 1789. https://doi.org/10.3389/fmicb.2016.01789

Starke, Ingo C., Robert Pieper, Konrad Neumann, Jürgen Zentek y Wilfried Vahjen. “El impacto del óxido de zinc en la dieta alta en el desarrollo de la microbiota intestinal en lechones destetados”. FEMS Microbiology Ecology 87, no. 2 (1 de febrero de 2014): 416–27. https://doi.org/10.1111/1574-6941.12233

Mas noticias

Actualidad Porcino

21 Enero 2022

21/01/2022

Cómo es la respuesta celular que previene a los cerdos de la COVID-19

Actualidad Animales de compañia

21 Enero 2022

21/01/2022

La Dirección General de Derechos de los Animales organiza una charla para veterinarios clínicos para explicar los detalles del Anteproyecto

Actualidad Animales de compañia

21 Enero 2022

21/01/2022

Cómo crear armonía entre la salud física y el bienestar mental en los pacientes felinos

Actualidad Actualidad Veterinaria

21 Enero 2022

21/01/2022

La Fundación Vet+i convoca el VIII Premio Isabel Mínguez Tudela a la Innovación en Sanidad Animal

Actualidad Actualidad Veterinaria

21 Enero 2022

21/01/2022

“El veterinario puede aportar mucho en la prevención de la violencia de género y también en el maltrato a los animales”

 
 

CURSOS

 
 

EVENTOS