MI CUENTA | REGISTRARME
PortalVeterinaria

Una revisión sobre los genes que confieren resistencia al estrés por calor en pequeños rumiantes


Debe promoverse el uso de razas locales con capacidad para resistir a las características específicas de diferentes zonas agro-ecológicas.Debe promoverse el uso de razas locales con capacidad para resistir a las características específicas de diferentes zonas agro-ecológicas.

Los pequeños rumiantes tienen varias ventajas como parte integral de los sistemas en pastoreo, como su corto periodo de gestación, su alta prolificidad, un rápido indice de crecimiento, buena eficiencia alimentaria y una alta resistencia a enfermedades. 

De todos los factores medioambientales que se puedan considerar, el estrés por calor es el factor mas negativo para la producción de pequeños rumiantes desde un punto de vista económico

Existe un cierto número de genes candidato que se asocian en gran medida con la adaptación de los pequeños rumiantes al estrés por calor. Por un lado, existen varios genes asociados al impacto que el estrés por calor tiene en la fisiología del crecimiento. Se trata de los genes que codifican la hormona del crecimiento, el receptor de la hormona del crecimiento, el factor de crecimiento IGF-1, la leptina, el receptor de la leptina y el receptor de la hormona tiroidea (THR). Además, varios genes de relevancia en la función reproductora también reflejan impactos negativos del estrés por calor en los pequeños rumiantes. En este caso son la GnRH, el receptor de la FSH, el receptor de la LH, la inhibina, el receptor de la progesterona y el receptor del estradiol.

Los factores de shock por estrés térmico (HSF1), las proteínas de shock por estrés térmico (HSP60, HSP70, HSP90) y la ubiquitina se asocian a la capacidad de resistencia de los pequeños rumiantes en situaciones de estrés térmico. Entre estos genes termo-tolerantes, el HSP70 se considera el marcador genético ideal para la termo-tolerancia en pequeños rumiantes. 

Los avances en técnicas de biología molecular se utuilizan para validar los datos obtenidos al identificar estos genes asociados a diferentes vías del estrés térmico. Por lo tanto, la identificación de los marcadores a nivel celular y molecular puede ser una herramienta útil para desarrollar razas con una mayor resiliencia a climas calurosos mediante el uso de programas de cría controlados.  



Sejian, V., Bagath, M., Krishnan, G., Rashamol, V. P., Pragna, P., Devaraj, C., & Bhatta, R. (2019). Genes for resilience to heat stress in small ruminants: A Review. Small Ruminant Research. https://doi.org/10.1016/j.smallrumres.2019.02.009 

Mas noticias

Los lirios son altamente tóxicos para los gatos

La suplementación con astaxantina en perros obesos y sanos tiene efectos antioxidantes

Coccidiostáticos: ¿antibióticos o aditivos?

La especialización veterinaria aumenta la esperanza de vida de los animales

MSD Animal Health patrocina la I edición del Diploma en Podología Bovina de Conafe y la UCM

Noticias de interés

EVENTOS